En Weyland-Yutani resulta inevitable invertir miles de millones de dólares en alguna misión espacial rutinaria que por circunstancias acaba mal. Preparas a una tripulación para cumplir con el objetivo, la completas con un sintético que vele por los intereses de la empresa y los envías al espacio en un viaje de años para que, llegado el momento, acabes perdiendo la comunicación. Forma parte de los riesgos que asumimos y como tales los aceptamos, pero no seríamos la gran corporación multiplanetaria que somos si no compensásemos sus pérdidas con otros trabajos a corto plazo, de mínimo riesgo y máxima rentabilidad.

Alienados conforma un collage de reflexiones sentidas y discreciones canallas alrededor del Universo Alien que explota hasta el extremo la generosidad y el altruismo de participantes esforzados seleccionados por las subcontrata Filmtropia.